Izan y Britanny : recuperar edificios vidas y derechos

Publicado en el nº 20 del Periódico Madrid 15M

Recuperando edificios deshabitados

En I+B tienen algunas necesidades para acabar de instalarse: electrodomésticos (microondas, nevera, lavadora, etc.) y algún ordenador para poder continuar con sus estudios e ir contando su experiencia. También necesitan ayuda para la puesta en marcha de la instalación de calefacción por placas solares (está hecha pero no conectada); y asesoramiento para reparar algunas filtraciones de agua. Si puedes ayudar en alguna de estas cosas a las familias de I+B, contacta con campamentoamigo15m@gmail.com; o bien con el twitter @15MePlanto o el facebook.com/campamentoamigo15m.

Imagen

El pasado cuatro de octubre, un grupo de personas de la Asamblea Popular de Carabanchel, asesorados por la comisión de vivienda de esta, liberaron este edificio, actualmente propiedad de la SAREB, el llamado “banco malo”. En estos momentos, las seis viviendas están siendo recuperadas y habitadas por familias que se organizan de forma asamblearia para la autogestión del edificio.

Recuperando derechos, recuperando vidas

I+B, el edificio liberado Izan y Britanny, es ya el hogar de seis familias. Pero también es un ejercicio de democracia directa; una respuesta de la ciudadanía organizada ante la continua vulneración del derecho fundamental a una vivienda digna; la reivindicación de la recuperación de los edificios deshabitados como alternativa legítima a un sistema que ha convertido este derecho constitucional en objeto preferente de la economía especulativa.

Un grupo de personas de la asamblea de Campamento Amigo 15M fuimos a visitar a la familia de I+B a comienzos de noviembre y nos recibieron con una inmensa hospitalidad. Nos explicaron cómo había sido el proceso, sus necesidades, cómo les habían recibido los vecinos del barrio… Escucharles te vuelve a poner los pies en la tierra, te recuerda que la forma más radical de lucha puede ser simplemente ejercer el derecho a vivir con dignidad.

Alberto y Gloria tienen una hija adolescente y un bebé de unos 10 meses. Vivían en una vivienda del IVIMA con un alquiler para jóvenes de unos 700€. Cuando él se quedó sin trabajo, lo intentaron todo para poder permanecer en su casa: intentaron negociar un alquiler más bajo, hablaron con la asistente social… “Parecía que nos estaban regañando, entras pensando que te van ayudar y sales de allí con mayor malestar todavía…”, así nos cuenta la propia Gloria lo frustrante que resultaron estos intentos. Finalmente, abandonaron su vivienda ante la presión diaria de las llamadas del IVIMA;  ahora en I+B han vuelto a encontrar la calma que necesitan para vivir.

En otra de las viviendas vive Asun, quien ya fue engañada por el banco y desahuciada en una ocasión, del piso propiedad de la Comunidad de Madrid en el que vivía sola con su hijo de 23 años. Sus muebles nuevos se quedaron allí, pero también la disposición a pagar precios desorbitados por una vivienda en el futuro. Aunque está sin ingresos desde el mes de junio, afirma: “sé que hay situaciones peores que las mías, yo okupo porque me niego a pagar un alquiler por el precio por el que se alquila hoy. En marzo  me ofrecieron una vivienda del EMV, por 480€, y me negué. En ese momento podría haberlo pagado pero… ¿luego qué?”.

Otra de las viviendas está habitada por un matrimonio joven, su niña de 10 meses y su perro. Elizabeth y Rafael rondan los 20 años de edad. Elizabeth vivía con su madre, Rosa, en un piso con hipoteca del que fueron desahuciadas hace unos dos años. La posibilidad de tener un techo bajo el que vivir con tranquilidad llegó para todos ellos con la participación en la asamblea de Carabanchel. Rosa, madre de Elizabeth, habita otra de las viviendas de I+B junto con su otra hija, y un nieto  de 3 años de edad; en esta misma casa también han acogido a Sarah, otra mujer que se quedó en la calle, mientras encuentran un hogar propio para ella.

Jalil y Carlos, otros recuperadores de derechos y de vidas,  habitan una vivienda individual cada uno y completan la gran familia de la Obra Social de los Barrios y de la PAH.  Ambos  participan en la asamblea de Carabanchel y son miembros activos de su comisión de vivienda. Con su trabajo diario hacen posible el apoyo a las personas que se encuentran en situaciones de desahucio o sin lugar donde alojarse.

I+B es un ejemplo de recuperación de espacios, de vidas y  de derechos que todas debemos difundir, conocer y apoyar.

Nota: Para preservar la intimidad de esta historia real, hemos utilizado nombres imaginarios. 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s